2 de enero de 2011

Four Roses for Marta Swat


El mundo está podrido White, podrido del todo.
Cuando llegue a casa mataré a besos a Marta.
No quiero que vea,
toda esta mierda.

El mundo era redondo antes White.
No te caías por el borde: rodabas.
Conocí a Marta en una cuesta abajo,
camino del último bar de la ciudad.

Han cerrado los muelles White.
Mil hombres a la calle.
Al frío.
A los cristales.

Pide otra copa White.
Cuando vuelva de mear quiero brindar por Marta Swat.
La mataré a besos White. Esta noche.
No creo que mañana, dios tenga nada que decir.