11 de febrero de 2016

Cortar por la línea de puntos


Cuanto más cerca el fin del mundo más y más y más te aprieto contra mí y más me acuerdo que te quiero y te quiero y te quiero y de por qué y más mi búnker y mi isla desierta y mi lámpara mágica y mi debajo de la cama y mi antivirus y mi no tengas miedo y mi que yo estoy aquí y más brillas como una farolita en medio de este caos al que uno abre los ojos cada día como un pececito asustado porque el Deutsche Bank se va al carajo o Europa se derrumba o se te han vuelto a caer las bragas por el ojo de patio o Corea del Norte o Chernobyl o la ley de Murphy o los lobos arañando la puerta de la casa y las facturas y la cola del paro dando vueltas a la misma manzana como una serpiente y los frigoríficos vacíos y los niños dibujando en sus libretas elefantes mientras meriendan cáscaras de plátano y las velas de moco-más te te te y más te hallo con dos elles en los sitios más extraños( dentro de la lavadora y en la cama sin hacer y en las telenovelas malas con señoras y criadas y en los pelos del lavabo y en la cornea de todos los caballos y en especial en cada nube que me pasa por encima) en los sitios más raros- o pasa que los ingenieros y los filósofos y los profesores de arte moderno cuelgan cartelitos diciendo “arreglo planchas” de las rejas del balcón y a la entrada de los supermercados los sin techo como filas de hormigas esperan el milagro de un centavo o que si sube la cifra cualquiera de cualquier maltrato o construyen un hotel de lujo para gatos donde antes estaba el hospital o aparece en la tele un payaso diciendo que no pasa nada y que el país va bien y tú te ríes porque tu equipo ha fichado un tío muy caro que tiene asegurado el culo en no sé cuántos millones o un satélite detecta un meteorito grande grande como Barcelona que viene directo a donde estás de pie parado y soñando que alguien va a arreglar todo este lío que es vivir estos tiempos sin fe ni esperanza ni un dios que mueva un dedo por sus hijos como tú lo haces por mí cuando me abrazas y me dices que sea lo que sea lo que pase juntos seremos invencibles porque no estás dispuesta a que nada ni nadie te estropee elegir las cortinas del cuarto de baño ni hacer unas croquetas con las sobras del pollo ni ahorrar en un cerdito muchas cuantas moneditas para ir un día a Roma-¿o es que crees que no te veo cuando no estás mirando?- o eres un espejo o no sé de dónde la sonrisa esa tuya que me salva la vida porque pase lo que pase siempre existe porque lo dices tú sin que nadie se te atreva a negarlo porque da mucho miedo de alguien que lo tiene tan claro y va por ahí sin chaleco antibalas feliz como una lombriz precisamente por si un día a las tres de la tarde este mundo es verdad que se acaba.

Y sin una puta coma.

8 comentarios:

  1. Pues sí. Tener cerca alguien que te hace ver la vida desde el prisma contrario es contar con estrella...

    Luego todos se quejan del amor pero es que éste es el único que nos salva.

    https://youtu.be/iaALtAHssQQ

    ResponderEliminar
  2. Respuestas
    1. Lo has puntualizado con exactitud, sin ninguna coma, y me ha parecido de contenido y ritmo trepidante. ¡Es una suerte tener a tíos como tú!

      Eliminar
  3. Me he quedado sin aliento de leerlo de carrerilla en busca de la coma perdida. Deberías cuidar la salud de tus lectores.
    Muy requetebonito, por cierto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dudo que, alguien cuide a los lectores como lo hace mi corazón.

      Eliminar

  4. AchiiiisssS! ESCONDRIJO! ... doy fe que nos cuida mucho jaja a mi su Frenadol en letras me está fulminando el catarro, este jarabe ha sido taaan delicioso ... que me he bebido la botella sin respirar ...tres veces, hip!

    Besito y feliz finde doctor ;)


    ResponderEliminar